Innumerables muestras de dolor en la comunidad, ante la partida de María Teresita Schieppati

Innumerables muestras de dolor generó en la comunidad el fallecimiento este viernes de María Teresita Schieppati. La docente de 63 años, que había nacido en Rauch el 3 de octubre de 1956 dejó de existir mientras se encontraba internada en el Hospital Municipal local, y luego de haber dado lucha durante varios años a una cruel enfermedad.

Teresita tuvo una vida activa, ligada a la educación, aunque su espíritu solidario y emprendedor la llevó a integrar varias instituciones, entre ellas la cooperadora del Hospital Municipal. Este viernes 7 de junio -alrededor de las 19- Teresita abandonó este mundo habiendo dejado una huella indeleble en el ejercicio de la profesión, mostrando en su extensa carrera un compromiso único con la educación.

Luego de haber cursado sus estudios secundarios en el Instituto Inmaculada Concepción, años después se graduó en Tandil como licenciada en el profesorado de historia en la Universidad Nacional del Centro de la Provincia de Buenos Aires.

Durante su carrera profesional, pasó por varias escuelas de la ciudad. Fue directora del Instituto Secundario de Rauch. Tuvo una activa participación en el Instituto de Formación Docente y Técnica Nro. 70 “Manuel Belgrano” y dictó clases en otros establecimientos educativos. Su fe en Dios  la convirtió en una religiosa activa y comprometida con las actividades parroquiales.

El Padre Lisandro Vittola escribió tras su partida: “Hoy se nos escapó al Reino de los Cielos, una gran hermana y amiga en la fe. Tú partida Teresita no es para descansar, como me dijiste: tu intención es, al igual que tu Santa onomástica, hacer llover sobre la Tierra una lluvia de rosas. Quería hermana te pido que intercedas por nosotros, por nuestra comunidad, para que también podamos cantar eternamente la Misericordia de Dios”.

Autoridades del Instituto Secundario de Rauch también despidieron a Teresita. “Hoy los muros de nuestro Nacio se estremecen, las palabras se entrecortan, las lágrimas se liberan. Hoy los recuerdos se agolpan y las imágenes de las vivencias nos emocionan y no nos permiten creer que has partido. Tu querido Colegio Nacional se queda acunando la dicha de haberte tenido como Profesora y Directora, por haber sido su timón y destino”, publicaron en la cuenta de facebook de la institución.

Cientos de ex alumnos de todas las edades manifestaron su dolor por la temprana partida. Los restos de María Teresita Schieppati fueron velados en la sala de Garralda 262 y desde éste sábado descansan en el Cementerio local.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.